Viajar a China sin Google como compañero de viaje

Emprender un viaje por China siempre es un desafío. Su cultura diferente, su particular forma de ver el mundo, su lejanía para nosotros los argentinos, su lenguaje muy diferente al nuestro y muchas mas diferencias que podríamos enumerar hacen que viajar a este sitio de Asia sea toda una aventura.

Soy de los que empiezan a disfrutar del viaje desde mucho antes de subirme al avión. Estudiar cuales son los mejores destinos, que visitar en cada uno de ellos, como conectarse y cuantas noches permanecer en cada sitio son algunos de los primeros puntos a cubrir en cualquier viaje donde te es poco el tiempo y querés aprovecharlo al máximo. Lamentablemente para viajar a China no alcanza con eso. Mas aún si los destinos se salen un poco de las típicas ciudades turísticas como Shanghái o Beijing. Visitar ciudades como Chengdu (cuna de los osos pandas gigantes más adorables) o Jiuzhaigou, un enclave en el centro de la China con un parque natural de increíble belleza, es más desafiante y es importante ir preparado para no sufrir más de la cuenta.

En esta época del mundo donde todo podemos googlearlo y el poder de Google y sus servicios nos ayuda a resolver prácticamente cualquier inconveniente todo es más sencillo. Si queremos visitar un lugar en especial, Google maps podrá ayudarnos y mostrarnos el camino, o el traductor nos dará una mano para acercarnos un poco más a un idioma que no conocemos. Si queremos buscar un restaurante o un hotel fácilmente sabremos donde encontrarlo, solo necesitamos buscarlo en Google. También podemos usar Hangouts para comunicarnos con nuestros familiares o amigos y compartir momentos en Google+

Lamentablemente debo decirles que en China no es así. Google y el gobierno chino no se llevan muy bien y sus servicios no funcionan en este país.

El sitio de Google no funciona directamente, tendrás que recurrir al buscador chino Baidu (5to buscador del mundo) o a Bing para tratar de resolver tu duda. Tampoco está disponible el servicio de googlemaps, así que si te ocupaste de marcar en un hermoso mapa tus puntos de interés y los recorridos que tenías pensado hacer, debo decirte que de poco te servirá eso en China.

Gmail es otra de las herramientas que no funcionan, mejor que hayas copiado tus correos importantes a otra casilla o que las reservas de tus hoteles o excursiones las tengas guardadas en otro sitio. El acceso al correo de Gmail desde la web está bloqueado, sólo es posible la actualización (y tan solo se hace 1 vez al día) a través de la App que puedas tener previamente instalada en tu dispositivo móvil. Google play es otra herramienta que no funcionará si se encuentra relacionada a una cuenta de Gmail. Hay que olvidarse de tener acceso al Drive para buscar alguna documentación (mejor utilizar Dropbox u otro servicio) y también de mantener alguna conversación con Hangouts.

Quienes estamos acostumbrados a utilizar a Google y sus herramientas como grandes compañeros de viaje tenemos que prestar atención en China, ya que todo es un poco distinto. Tendremos que recurrir a herramientas diferentes e ir con el viaje un poco mas estudiado sino estaremos en problemas.

Pero esto no es todo. También varias redes sociales no funcionan. Olvídense de poder acceder a Facebook para mostrarles a sus amigos como la están pasando o lo buena que fue la excursión por la Gran Muralla China (una parada totalmente obligada en este viaje).

Tampoco podrán twittear en pocos segundos algo que les está sucediendo o sólo compartir una foto con sus followers. Las redes sociales en China no funcionan como esperamos.

Entrar desde un navegador web a Facebook o Twitter está vedado. Sólo podrá actualizarse, en algunos pocos momentos del día, nuestra timeline si es que tenemos previamente instaladas las Apps en algún dispositivo móvil, sin embargo será imposible subir una actualización o hacer comentarios. Simplemente las Apps se quedan ahí pendientes de actualizar y puedes esperar y esperar que poco lograras.

El caso de Instagram es parecido, salvo que su frecuencia de actualización es mejor y si tenes suerte podes llegar a subir una foto en alguna ventana de conexión.

A pesar de todo esto, uno camina por las calles de las ciudades chinas y los jóvenes están todo, pero todo el tiempo con el celular en sus manos. Que hacen los jóvenes chinos todo el día con su teléfono si no pueden entrar a Facebook ni a Twitter me preguntaba. China es diferente, tiene sus reglas y tiene sus propias redes sociales. Su propia versión de Facebook o Twitter en la que interactúan todo el tiempo. 

Ellos tienen su buscador, sus redes sociales, su conexión, muchos de ellos desconocen totalmente la existencia de Facebook (algo que nos parece una locura en esta parte del mundo) y solo unos pocos te dicen que alguna vez lo escucharon nombrar. El gobierno se ocupa de regular el acceso a internet y de bloquear tanto los servicios de Google, las redes sociales más importantes como algunos sitios de noticias internacionales entre otras cosas que no son accesibles desde China.

Sin embargo también hay formas de saltar el sistema (siempre lo hay, no?). En algunos sitios te ofrecen la posibilidad de navegar sin restricciones, es posible contratar un servicio de “surf IP” a través de la cual se puede sortear el sistema. Por algunos dólares es posible tener un acceso a internet sin limitaciones por tiempo limitado.

China es diferente. Tienen sus reglas. Cosas que en el mundo normalmente funcionan allí lo hacen de otra forma pero es un destino espectacular que vale la pena conocer.

Una cultura muy diferente a la occidental que conozco y con matices que hacen que un viaje por la región sea muy enriquecedor, pero hay que ir preparado. Mientras más conocemos sobre el sitio que visitamos, más lo disfrutamos.

Viajar en zapatillas – info@viajarenzapatillas.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *